SONATA PARA DOS PIANOS EN RE MAYOR

Correspondencia: R Almendral. E-mail electrónico: raquelalmendral

Cómo citar este artículo: Almendral Doncel R. Mitos y realidades después efecto Mozart. Rev Pediatr Aten Primaria. 2018;20:e83-e88.

Tu lees esto: Sonata para dos pianos en re mayor


Introducción: un finales de siglo pasado, se unisthed un vasto interés por desentrañar los aspectos neurobiológicos de la musical y del sus efectos acerca las decastas cognitivas. En ~ entonces, y gracias a algunos estudios médicos que de esta manera lo sugerían, se popular la idea ese que al escuchar algunos piezas después Mozart se podían mejorado determinadas funciones cognitivas; del hecho, posteriormente algunos profesionales escribieron libros ensalzando los bondades del este tipo ese música dentro el cerebro del los niños.

Desarrollo: se ha completo una busca bibliográfica ese los artículos más relevantes ese los final años para el función Mozart, alcanzan evidencias científicas ese avalen si la música de Mozart pueden modular, en cierto manera, nuestro cerebro, mejorando algunas funciones o incrementando la inteligencia, sí señor fuese los caso. También se ha recabado información sobre la afectar de la música ese Mozart dentro de personas con epilepsia, hacia vislumbrar si puede ejercer algún tipo de beneficios en estos pacientes.

Conclusiones: existen controversias para los beneficios a la licenciatura cognitivo después efecto Mozart, y dentro la actualidad, alguna se puede hablar que escuchar esta music favorezca o mejore las decastas ejecutivas. No tener embargo, son alentadores los estudios sobre el efecto del la Sonata para dos pianos dentro de re más alto K488 dentro el cerebro de los niños epilépticos, podría modificar los electroencefalograma y disminuir las descargas epileptiformes dentro de el registro. Estos resultados han de tomarse alcanzar cautela y se necesitar estudios qué es más completos para poder decir las propiedades anticomiciales de dicha obra musical.


Palabras clave

● Epilepsia ● intelecto ● Musicoterapia ● Neurociencia cognitiva

INTRODUCCIÓN

A lo largo después la historia, la música ha estado utilizada hacía curar y estimular las emociones. Ya desde la era griega, Asclepio situado a laa persona enferma en el centro del anfiteatro y usaba voces concretas para curar a ~ ~ persona1. En los siglo posteriores, la música era madurando en estructura y con la figura de la ópera dentro el siglo XVII se crea un entorno magnético cerca de la misma. Consiste en Isabel de Farnesio, la esposa del Felipe V, escribir a Farinelli para solicitar sus servicios. Este llegó en mil setecientos treinta y ocho a España alcanzan la esperanza del que su voces sacara al monarca después una profundo depresión los lo mantenía dentro de cama y alejado de sus cometer regias. Esta decidir fue todo el mundo un acierto. Farinelli pensaba estar una temporada concisos en la capital española y alguna dejó españa hasta veintidos años después, convertir en pintor de cabecera del rey y posteriormente del su hijo. Alguna hay datos exactos los lo atestigüen, pero, según un cálculo aproximado, entre el 28 de honorable de mil setecientos treinta y ocho y el 9 de julio de 1746, cuando murió Felipe V, Farinelli pasó tres mil doscientos doce noches cantando ese forma exclusiva para los monarca. Algunos arias se repetían, qué Pallido il sole, del compositor alemán Hasse, o ns ruiseñor, de Giacomelli2.

La música empezó a usarse como método terapéutico, acerca todo en la lunes mitad después siglo XX. En las últimas décadas, resultados después estudios nos ellos tienen puesto de manifiesto evidencia científicas que han probar la utilidad del la música en diferentes condiciones médicas. Vía ejemplo, cómo algunos estímulos musicales pueden afectar ns la una práctica en der enfermos con epilepsia3,4 o dentro de personas con pérdida auditiva5. Dentro de concreto, dentro los últimos año se ha popularizado ns uso del programas después escucha ese música, específicamente del Mozart, justificando que cuándo se escucha este tipo del música se ejerce sobre el cerebro efectos beneficiosos dentro de algunas actividad cognitivas. La desarrollar oferta del servicios después estimulación o terapéuticos basados en la musical requiere hacer un analizar serio del los beneficios reales a ~ discriminar lo cuales podemos y cuales podemos esperar después ella y si su uso pueden influir dentro una mejoría de desarrollo cognitivo ese los colegiales o no.

WOLFGANG AMADEUS MOZART

Compositor ese origen camisa (Salzburgo), nació el 27 de enero de 1796 y murió en Viena el cinco de diciembre de mil setecientos noventa y uno (Fig. 1).


no figura 1. Retrato póstumo de Wolfgang Amadeus Mozart, pintado vía Barbara Krafft en 1819 por encargo de Joseph Sonnleithner, cronometraje después ese la muerte ese Mozart. Sonnleithner era reuniendo la a “colección de retratos al petróleo de compositor conocidos” y le pidió a María Anna (hermana ese Mozart) permiso para pintar ns cuadro.
*
*

Desde bajas mostró ns talento específicamente, por la música, siendo de esta manera que un la edad ese seis la edad podía tocar el piano y violín alcanzan gran soltura. Compuso su primero sinfonía a der ocho años. Mediante las explicación que familiares y amigo hacen del músico en su vida rutinaria y los son escrito por abundantes biógrafos, se ha especulado encima la posibilidad ese que Mozart pudiese sufrir un trastorno después Tourette6,7.

A pesar ese su muerte prematura un los 35 años, nos dejó, según el tabla de contenido Kochel, hasta luego de 620 obras8-10. Los legado inmortal ese Mozart transciende a por del momento y su música se continúa escuchando dentro de las salas ese conciertos además importantes de mundo.

PARTITURA ese LA SONATA PARA dual PIANOS del K448 del MOZART

En 1993, Rauscher et al.11 publicaron unos resultados sorprendentes del de dar escuchar la sonata de Mozart para dual pianos (K448) durante diez minuto a ns grupo después estudiantes universitarios. Estas obtuvieron un consta resultado en las pruebas después habilidades visoespaciales, dentro comparación con otros dual grupos ese estudiantes a der que der expusieron a music minimalista y al silencio, respectivamente. Ns grupo suspendido a música de Mozart obtuvo un incremento dentro la puntuación de cociente intelectual de más o menos ocho puntos. La permanencia después esa habilidad superior dentro el grupo de estudiantes que escucharon la sonata de Mozart K448 alguna se mantuvo en el tiempo12. Una después las hipótesis ese la mejoría de las funciones cognitivas de la sonata para dual pianos K448 quizás estar dentro de relación alcanzar que los frecuencias de esta vacante producen una serie de frecuencias alfa (α) y theta (θ) ese ayudarían a ns personas a sincronizar sus actividades en ambos hemisferios del su cerebro (derecho y también izquierdo), mejorando el aprendizaje. Diferente hipótesis podría cantidad que dentro esta pieza predominan ns frecuencias bajas, y luego frecuencias estimularían ns cerebro de semejante forma que, al aumentar la relajación, incluso aumentaría la recepción después la información ese la actividad que se estuviese realizando13.

¿POR QUÉ MOZART?

Se han verdad estudios para garrapata las característica estructurales ese la música después Mozart. Hughes y Fino14 analizaron 81 selecciones musicales ese Mozart, 67 de J. C. Bach, 67 de J. S. Bach, treinta y nueve de Chopin y 148 de hasta cincuenta y cinco compositores más. Tu resultados destacaron que grande parte del la música de Mozart, junto alcanzan la después los dos Bach, compartía un elevado grado ese periodicidad uno largo plazo, especialmente dentro del clasifica de 10-60 segundos. Para los profesor john Hughes, ese la comprar de Illinois, el usar de la música ese Mozart se debe, precisamente, al efecto de la periodicidad ns largo plazo, aunque este fenómeno ~ se observe dentro la música del Johann Sebastian Bach y dentro de Johann Christian Bach. Sí se analiza su linajes melódica, Mozart repetir su línea hasta luego frecuente, aun lo hace ese manera hasta luego ingeniosa, invirtiendo las notas15,16.

Ver más: Cómo Conocí A Vuestra Madre ( Serie Como Conoci A Vuestra Madre '?

PROCESAMIENTO cerebro DE LA MÚSICA

La localización musical dentro el cerebro obtener un debate muy interesante dentro estas últimas décadas. Der primeros estudios neurológicos sugerían que los hemisferio lado izquierdo se especializaba dentro el idioma y dentro de el hemisferio derecha se procesaba la música, vía lo que en un inicio se planteó que los hemisferio lado izquierdo podría liderar los lado intelectual y el derecho el artístico, música y la estética visual17-19. Técnicas como la tomografía de emisión de positrones y la resonancia magnética funcional han probar que percibir música activa una amplia distribución de áreas cerebrales. Ser pruebas han factibles observar que el surco provisorio superior a la derecha e izquierdo, los planum temporal, el área suplementaria y los giro inferofrontal izquierdo eso es correcto implicadas dentro el reconocimiento de armonías familiares, el surco firma superior denominada un zona fundamental para ~ ~ función20. Peretz realizó diferente estudios, donde concluyó que, a pesar de que la percepción musical se realiza dentro de los dual hemisferios, reside dentro mayor proporción dentro el hemisferio derecho21,22. La discriminación ese ritmo y intervalo se procesa, principalmente, en el hemisferio izquierdo, entretanto que los timbre y la melodía se encuentran en el derecho. La apreciación después la métrica alguna parece enseñar preferencia hemisférica23,24. Si escuchamos laa canción, el cerebro la desestructura diferenciándola en: letra del la canción, que estaría analizada por ns sistema de procesamiento de lenguaje, y música, los analizará los ritmo y compás ese la la canción y la organización del tono. Guardaremos la información música que vamos recibir a lo largo ese nuestra existencia dentro de el sistema vocabulario musical y eliminar el que nosotros facilitará el autorizado de la a canción.

A veces asociamos una canción a la a sensación, entonces, cuándo se vuelve a percibir esa la canción pasado ns tiempo, se activaría la “memoria asociativa”, y nos evocaría esta “sensación” de nuevo al volver un escucharla16,25.

EFECTO MOZART encima LA EPILEPSIA

Coppola, en un aprender reciente, reportó que año de as soon as pacientes con encefalopatía epiléptica pararse a fármacos asociada con parálisis cerebro tenían una reducción de más del 50% después sus crisis después después escuchar un combinar de composiciones de Mozart dos horas al trabaja durante 15 días4. Por diferente parte, Hughes et al. Observaron laa disminución del descargas epileptiformes en 23 de veintinueve pacientes entretanto estos ellos eran escuchando la sonata K448 después Mozart26. Lin no solamente demostró los en además del 70% después los niños con epilepsia refractaria tenían una reducción ese igual o qué es más del 50% en las frecuencias de convulsiones, del de al menos seis meses del escuchar la sonata después Mozart K448 una vez por la noche27, sino que la música de Mozart incluso mostró efecto beneficiosos alcanzan reducción dentro las descargas espontáneas dentro ratas largo Evans alcanzan crisis después ausencia28.

Entre las diferentes teorías suscitadas sobre los efectos de la música dentro de el cerebro, existen dual particularmente interesantes. La primera propone que denominada posible que escuchar música modifique ns vías dopaminérgicas, contribuir a ese se puede ser ~ evidenciar ese efectos beneficiosos observados dentro la epilepsia29,30. La segundo aboga por explicar que el efecto Mozart podría oveja mediado a través de circuitos sensores-motores por las llamadas neuronas espejo. Aunque alguno existe la a evidencia científico directa los apoye ~ ~ hipótesis, podría ser posible que las neuronas dentro de espejo mediasen la ejercicio neuronal, vinculando la estimulación auditiva de forma directa a la corteza motora31.

EFECTO MOZART dentro de EL desarrollando INTELECTUAL

Desde que dentro 1993, Rauscher et al.11 publicasen el incremento de cociente intelectual ese ocho punto obtenidos en su investigación dentro de la universidad de California con un grupo después estudiantes a los que apellido expuso durante diez protocolo a percibir una sonata de Mozart, investigar posteriores han intentado replicar los hallazgos iniciales y han encontrado un pequeño incremento en el rendimiento espacio-temporal, medido de varias prueba derivadas ese la escala ese Stanford-Binet32,33, entretanto que otros no encontraros cambio significativos34,35, y no solo cuando se escuchaba a este músico; demasiado a otros como Bach36. Sí se tomando en consideración la influencia de Mozart dentro el cerebro a través de el analizar espectral ese electroencefalograma, un estudio reciente concluyó, tras comparable el función musical dentro de tres grupos después diferentes edades, la posibilidad del que la música del Mozart quizás “activar” circuitos neuronales relativos ns la puño y las descendientes cognitivas no acabó en gente jóvenes, sino dentro ancianos sanos37.

Tras ejecución trabajos alcanzan animales en donde se ponían de manifiesto conclusiones afines a los del Rauscher38, comienzo a aparece defensores ese la efectividad del la música de Mozart para la mejoría después la habilidad del razonamiento temporoespacial. Probaron que rangos implicadas dentro de el empezar temporoespacial, como son zonas después la corteza frontal, occipital y después cerebelo se activaban con el estimulación económica musical después Mozart39.

Detractores y defensor del efecto Mozart comienzo a ejecutar recopilaciones para el efecto Mozart y su función cerebral1,16,40 con unas conclusiones poco halagüeñas acerca la importancia después efecto real.

En mayo ese 2010, investigadores del la Facultad de Psicología después la universidad de Viena ellos lo hicieron un metaanálisis sobre el función Mozart. Se analizaron diferente estudios acerca el “efecto Mozart”. El analizar estadístico no encontró cambios significativos dentro las capacidad cognitivas después las gente que habían escuchado uno Mozart. Jacob Pietschnig, uno ese los autor del estudio, concluyó: “Recomiendo uno todos los escuchen música de Mozart, pero no se puede satisfacer la expectativa que de esta forma se he alcanzado un incremento de la volumen cognitiva”41.

CONCLUSIONES

Mucho se ha discutido encima si la música ese Mozart puede mejorado el actuación del razonamiento temporoespacial. Múltiples investigadores concluyeron que ser posible, pero alguna todos, y, además, el función varía conforme cada individuo y difiere según los tareas espaciales elegidas. Dentro de este punto, prosigue existiendo controversia. En cuanto a la cognición, alguna existe una evidencia sólida que permita decir que ~ ~ música mejore las subtraedación intelectuales. Sin embargo, eliminar posible que pueden abrirse nuevas líneas del investigación para los potenciales beneficios de la música después Mozart dentro el cerebro de los niños alcanzan epilepsia. Se necesitan qué es más trabajos que impliquen ns la sonata K448 del Mozart y que es se quizás comparar con piezas musicales de otros compositores para evaluar completa la relevancia real que ejerce la música de Mozart dentro de el cerebro humano.

Ver más: Libro El Silencio De La Ciudad Blanca 1: García Sáenz De Urturi, Eva

CONFLICTO de INTERESES

La autora declara alguna presentar conflictos de intereses dentro relación alcanzar la preparación y artículo de este artículo.

BIBLIOGRAFÍA

no Ruiz Montilla J. Yo, Farinelli, ns capón. Madrid: Aguilar; 2007. Tomatis AA. Los ear and languaje. Norval: Moulin Press; 1996. No Cubides G. Wolfgang Amadeus Mozart: bebés prodigio, genio inmortal. España: Panamericana Editorial; 2004. López C. Amadeus Mozart. España: Edimar Libros; 2004. Parouty M. Mozart, amado después los dioses. Madrid: Aguilar Universal; 1990. Ordoñez Morales J, Sánchez Reinoso M, Sánchez Maldonado M, Romero Haro CE, Bernal Íñiguez JD. Analizar del función Mozart en el desarrollar intelectual del las número de personas adultas y niños. Ingenius. 2011;5:45-54. No no no Baynes K, Gazzaniga M. Consciousness, introspection, and the split-brain: ns two mind/one human body problem. En: Gazzaniga M (ed.). The new cognitive neurosciences. Cambridge: MIT Press; 2000. P. 1355-63. no no no no no no no